Archive for el rincón de la curandera

El aroma de la divinidad.

Antiguamente, las brujas confeccionaban los inciensos y otros productos aromáticos que utilizarían durante la celebraciones y rituales que se llevaban a cabo durante el calendario solar y lunar del año. Se usaban recetas sencullas y sobre todo, destinadas a crear elaboraciones perdurables y que pudieran ser conservadas de un momento estacional a otro. Una de estas recetas es la del incienso para las celebraciones solares.

Para su realización necesitaremos:

3 Partes de Gomorresina de incienso.
1 parte de bayas secas de enebro.
1/2 Partes de bayas de Muérdago.
5 Gotas de aceite enebro.
1/2 Parte de pieles de naranjas secas.
9 Gotas de aceite de Laurel.
1/4 Parte de clavo entero.
1/4 parte de anís estrellado.
5 gotas de aceite de canela.
5 gotas de aceite de Pino.
1 parte de mondas secas de naranjas
1 parte de resina de Mirra
2 partes de Resina de pino
1 parte de una mezcla de vino, miel y aceite de Oliva, que se mezclará para obtener un infusión firme.

Muele todos los ingredientes secos cuidadosamente, de tal manera que puedan ser combinados en una mezcla firme y homogenea, obteniendo asi un polvo fino. Toma los aceites y mezclalos en porciones equilibradas en un bol de cristal o vidrio. Procura que no se produzcan grumos o acumulaciones de uno solo de los ingredientes liqudios. Deje reposar ambas composiciones por separado durante uno o dos días. Después, combine el fino polvo en que convirtió los ingredientes secos juntos con los aceites y componga una mezcla de contextura firme. Se recomienda para el proceso utilizar cubiertos de madera, para conservar asi la integridad de los olores de los ingredientes utilizados.

Por último, añada al resultado la infusión de vino, miel y aceite de oliva. Obtendrá como resultado una mezcla consistente de olor penetrante. Envuelvala en papel encerado o aluminio y dejela reposar durante todo un ciclo lunar, o en su defecto, tres semanas, en un lugar oscuro y seco. Finalmente, cortelas en pequeñas rodajas que podrá encender sobre carbón vegetal o cualquier base oleósa orgánica que le permita el encendido del incienso que ha llevado a cabo.

La invocación del incienso:

Sí desea consagrar el incienso a su propia energía, tome las rodajas compuestas y coloquelas sobre un plato blanco. La noche de Luna llena, dispongalas junto a una ventana, donde la luz del plenilunio pueda bañarlas e invoque de la siguiente manera:

” Que el aliento de la Diosa secreta
Puritifique
consagre y llene de fuerza este incienso
que utilizaré para celebrar la convicción
con que enarbolo mis creencias
Asi sea”

Por último, encienda una vela blanca y coloque el plato a su lado. Deje que la vela se consuma. Cuando retire las rodajas de incienso invoque:

“Crea poder en mí
Crea fuerza en mí”

Para conservar mejor el incienso, envuelva las rodajas en trozos de tela gruesa.

El rincón de la Curandera: Plantas con propiedades adivinatorias ( II )

( Viene Desde )

Hibisco:
( Hibiscus Spp)

Nombres populares: Kharjady ( árabe )
Género: femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.

Usos Mágicos:

Según la tradición de la brujeria italiana, con las flores rojas del hibisco se prepara un te rojo que se bebe por su poder de inducción al deseo sexual. De hecho, por mucho tiempo, se prohibía a las brujas mediúnicas beber este te antes de realizar cualquier ritual profético, por esta razón.

Las Flores tamnién se han empleado con inciensos y saquitos de amor. En los países tropicales como el mio, se usan las coronas de flores en diferentes rituales de paso, como la presentación de los recién nacios a la energía de la Diosa y rituales de cruce de manos.

Los hechiceros de Dobu, al Oeste del pacífico, practican la adivinación sirviendose de cuencode madera con agua, dentro de los cuales se echan unas pocas flores de Hibisco.

Hiedra de Tierra.
(Nepeta Glechoma)

Nombres populares: Alehoof y pie de gato.

Usos mágicos:

Algunas tradiciones de la brujeria bulgara recomienda usar la hiedra de tierra para descubrir quién esta practicando magia cerca de donde vive una bruja. El ritual es simple: se coloca la hierba alrededor de la base de una vela amarilla y se enciende un día martes. La persona en cuestión se descubrirá por si misma.

Higo:
(Ficus carica)

Nombre popular: Higo común.
Género: masculino.
Planeta: Jupiter.
Elemento: Fuego.
Deidades: Dionisos, juno e Isis.

Usos mágicos:

Según la tradición mágica turca, con su madera se tallan imágenes fálicas que llevan las mujeres que desean conceibir un hijo. También las llevan los hombres para vender la esterilidad. Se come Higo fresco para obtener los mismos resultados.

Según la tradición mágica italiana, se puede realizar un pequeño ritual adivinatorio con las hojas del Higo: Escriba una pregunta en una hoja de Higuera. Si la hoja se seca lentamnete, la respuesta es un buen presagio. Si seca muy rápidamente, significa justo lo contrario. Según la Tradición de brujeria que practica mi familia, una higera cultivada en casa protege y armoniza la energia de los ambientes. Si se cultiva en el dormitorio, favorece el sueño reparados, y en la cocina asegura que la familia nunca tendrá hambre.

Según la tradición mágica hungara, para seducir a un hombre o una mujer, ofrézcales un higo. Quedarán hechizados con su presencia ( siempre que les gusten los higos ajajajaja )

Un consejo de bruja curandera: Antes de salir de viaje, deje una rema de higuera delante de la puerta de su casa, y así regresará sano y feliz.

Lirio Florentino:

(Iris Florentina)
Nombres populares: Iris florentino, raiz de la reina Isabel.
Género: femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: agua.
Deidades: Afrodita, isis, Osirirs, Hera e Iris.

Usos mágicos:

Según la Tradición de la brujeria que practica mi familia, la raíz de esta planta se usa para buscar y conservar el amor. Puede llevarse la raíz entera, añadirse en polvo a los saquitos, esparcirse sobre hojas de papel, ropas y el cuerpo, al igual que por toda la casa. La raíz en polvo se conoce también como “polvos para atraer el amor”.

En japón se empleabacomo protector contra los malos espiritus; las ráices y hojas colgaban de los aleros de la casa y se echaban al agua del baño para protección personal.

Cuelga una raíz de un pequeño cordón o hilo y con este pendulo dé respuesta a sus preguntas.

El rincón de la Curandera: Plantas con propiedades adivinatorias.

Para la brujeria tradicional, las propiedades curativas y mágicas de las plantas, ha sido una fuente constante de investigación e interés. El lenguaje de la curación a través de la combinación de elementos orgánicos, tiene una variada cantidad de usos, además de númerosas aplicaciones exclusivamente mágicas.

Quiero llevar a cabo una pequeña recopilación de las hierbas tradicionales dentro de varias tradiciones mágicas, comenzando con aquellas a las que se le atribuyen propiedades adivinatorias. Como siempre, mi intención es mostrar un poco la manera como la Tradición de brujeria que practica mi familia percibe la estructura del pensamiento mágico, y no asumir que se trata de una verdad absoluta. Por tanto, cualquiera de los planteamientos aqui expuestos no suponen una certidumbre sino solamente nuestra perspectiva sobre el tema que deseo desarrollar.

Alcanfor:
( cinnamomum camphora )

Género: femenino
Planeta: Luna
Elemento: agua.

Usos mágicos:

Según la tradición mágica italiana, el olor del alcanfor disminuye el deseo sexual, por lo que se colocaba junto a las camas con este propósito. De la misma manera, en varias tradiciones mágicas, como la Rumana y la Belga se colgaba una bolsa de alcanfor ( o la corteza del árbol) colgada alrededor del cuello para prevenir los resfriados y la gripe.

Para propósitos mágicos, el alcanfor se utilizaba para rituales de adivinación. Se confeccionaba un incienso que era aspirado por el practicante de magia antes de realizar cualquier pase energético con propósitos adivinatorios o proféticos. En algunas tradiciones mágicas, en especial la Italiana, se recomienda encender trozos de alcanfor antes de la lectura de las cartas del tarot.

Cereza:
(Pronus Avium)

Nombres Populares: Cereza Dulce.
Género: femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: agua.

Usos mágicos:

Según la tradición mágica Europea, la cereza se ha utilizado durante mucho tiempo para estimular el amor o atraerlo. Un hechizo japonés para atraer el amor dice: Ata un mechón de tu cabello a un cerezo en flor y luego quemalo bajo la luna llena de mayo.

Una antigua costumbre rumana indica que para averiguar cuantos años vivirás, da vueltas corriendo alrededor de un cerezo lleno de cerezas maduras y luego, sacúdalo. El número de cerezas que caigan representa el número de años que le quedan por vivir ( mi abuela solía recomendar que se sacudiera con fuerza ajajaja )

El jugo de cerezas también se usa como representación de la sangre de la Diosa, cuanto se requiera en rituales especificos.

Diente de Leon:
(Taraxacum Officialis)

Nombres populares: diente de león, piss-a-bed, coronilla de sacerdote, morro de cerdo, endibia blanca y endibia silvestre.
Género: masculino.
Planeta: Júpiter.
Elemento: Aire.
Deidad: Hécate.
Usos mágicos:

Según la tradición mágica Italiana, para averiguar cuántos años vivirá, sople las semillas que se encuentran en la cabeza de un diente de león. Vivirá tantos años como semillas hayan quedado.
Según la tradición mágica Bulgara, al soplar tres veces la semilla de la cabeza, quedaran en el tallo exactamente las correspondientes a la hora del día en que se haya llevado a cabo este simple pase energético.

La raíz seca, tostada y molida como el café, sirve para hacer té. Esta infusión estimulará los poderes psíquicas. Este mismo té, humeante y colocado junto a la cama, invocará a los espiritus.
Según la Tradición de la brujeria que practica mi familia, para enviar un mensaje a la persona amada, sople las semillas en la dirección de ésta se encuentre y visualice su mensaje.
El diente de León, enterrado en el lado norte de la casa, trae vientos favorables.

Granada: (punica granatum)
Nombres populares: Manzana de Cartago, malicorio y malum punicum.
Género: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: fuego.
Deidades: Perséfone y Ceres.

Usos Mágicos:

Las semillas de Granada se han venido comiendo durante mucho tiempo para aumentar la fertilidad, y se ha llevado su cáscara por la misma razón.
La Granada es una fruta mágica por excelencia. Según numerosas creencias mágicas, comerla potencia las habilidades psiquicas y mentales. Y si nos basamos en la Tradición Mágica italiana, una rama grande de granadas descubre riquezas ocultas, o a atrae riquezas a su poseedor. Colgadas sobre la entrada de la casa protegen del mal, y el jugo se utiliza como tinta mágia para la realización de determinados rituales de focalización de energía. La cáscara seca se añade a los inciensos para llevar al practicante de magia a trances profundos que le permitan la comunicación con espiritus o la interpretación de sueños.


(continuará)

La voz del tiempo.

La encina(1) o Quercus ilex, era árbol simbólico del guerrero y se usaba para hacer herramientas de labranza, armas y escudos.

Por su leña seca, o sus verdes serojas inscritas en su majestuoso porte, posee una especial jerarquía mitológica y legendaria en el mundo occidental, según la cual es el árbol antropogónico por excelencia. En la mitología clásica se consagró a deidades como Zeus. Pueblos como los escandinavos y eslavos consideraban a la especie quercus como paradigma de fuerza y longevidad. Empero, durante siglos, gozó de más raigambre en el mundo oriental donde se identificaba con la diosa Cibeles que portaba una corona de encina, por ser en Asia Menor un árbol nutricio. Asimismo de Oriente llegó el lenguaje de las flores hacia el cual se torna hoy con nostalgia; en su “libro”, la bellota equivalía a amargura. En el Imperio de Oriente fue famoso el denominado Sínodo de la Encina, proceso que condenó al destierro a S. Juan Crisóstomo; fue a finales del siglo IV, cerca de Constantinopla, y el último acto se gestó a la sombra de una gigantesca encina, que un terremoto sepultó dos siglos después.

Las crónicas inglesas refieren que, en el umbral de la Guerra de los Cien Años, cuando los restos del rey Eduardo II Plantagenet iban en cortejo, en cada alto que hacían de legua en legua, plantaban una encina. Desde entonces han pasado más de seis siglos y algunas de ellas, que desafiaron a los rayos y al tiempo, continúan en pie proyectando su negra sombra sobre la ruta que va hasta Leicester. Así lo siguen contando a turistas y viajeros ocasionales. En España, alguno de estos monumentales árboles han sido fieles testigos del trotar de los caballos cristianos que iban ensanchando Castilla, de cómo alcores y alijares contiguos se poblaban de plantas oriundas de otro mundo; de luchas contra otros ejércitos o entre ellos mismos en la guerra civil.

La historia natural de la Encina:

Sus ramas, no demasiado gruesas y entramadas, albergan hojas perennes de verde oscuro con una forma que puede variar dependiendo de las diversas variedades. El haz tiene un color más oscuro y el envés es más claro. El pecíolo oscila entre los 3 y 10 mm. La encina florece entre abril y mayo. En los extremos de las ramas nacen los amentos masculinos, que tienen un tono amarillo brillante. Las flores femeninas son menos profusas y abundantes que las masculinas.

Su fruto es la bellota, que surge en otoño, muy apreciada para alimentar a los cerdos ibéricos, de ahí su vital importancia para la economía y la gastronomía española. En noviembre madura y cae al suelo.

Suelos y cultivo:

Aunque sus distintas variedades admiten todo tipo de suelos, la encina prefiere suelos calizos sueltos y profundos. Soporta bien la escasez de agua y las temperaturas extremas. Es una especie muy resistente, agradecida y que requiere pocos cuidados. Aguanta todo tipo de podas, ya que en el campo es capaz de volver a nacer después de incendios y talas.

Puede desarrollarse perfectamente hasta los 1.400 metros sobre el nivel del mar. Frecuentemente crece en forma arbustiva (es cuando se denomina chaparra). El encinar se suele utilizar como dehesas, es decir, en forma de árboles dispersos y con pastos en el suelo, lo que hoy supone un ejemplo de equilibro entre ecología y explotación agrícola y ganadera.

La madera es de gran calidad para generar calor, por eso es muy buena para ofrecer leña. Su multiplicación se consigue sembrando su fruto, la bellota, aunque, en general para conseguir plantones de buena calidad es mejor recurrir a huertos-semilleros que se suministran con semilla procedente de magníficos ejemplares de encinares de distintos lugares.

Para la Tradición de la Antigua Religión que practica mi famila, La Encina es el árbol que representa el poder espiritual de la sabiduría y el conocimiento heredado. En honor de las Dríades que habitan sus ramas ( llamadas por algunas tradiciones Europeas, espiritus del tiempo ) se realizan rituales en los cuales se les invoca a través del encendido de velas de color verde y amarillo. También, según algunas tradiciones mágicas de origen Belga, durante las noches de cuarto menguante, se cubren las raíces de la encina con petalos frescos de Astromelia, para convocar la fuerza de los espiritus vinculados a la familia y que la energía de la Encina puede vincular a la tierra.

(1) Según la Tradición de brujeria que practica mi familia, hoy se lleva a cabo el ritual del viento, al pie de un árbol de Encina, cuyo tronco ha sido rodeado por cintas rojas en representación de la energía del medium.

Entre las sombras del bosque del silencio.

La tradición del bosque sagrado, a menudo asociada al secretismo y a los ritos de iniciación, es común a muchas culturas. Grupos de árboles, o porciones de bosques naturales o plantados, se consideraban distintos del resto e intocables.

Un ejemplo que nos permite ilustrar de manera magnifica la abstracción sobre plantas a las cuales se le atribuyen aspectos mágicos es el Espino Albar(1). Considerado un árbol maléfico según la tradición, se dice que era utilizado por la Diosa Blanca, en su versión negativa como Cardea, para confeccionar maleficios. Entre los galeses se le identificaba como el gigante hechicero Ispaddaden Penkawr. Simbolizaba la castidad forzosa, aunque emitía un sugestivo olor a sexualidad femenina.

Para los antiguos griegos espino tenía un efecto inmediato como vigorizante para las cabras, de ahí procede su denominación científica, Crataegus, es decir, cabras fuertes.
Con la raíz se fabricaban cepillos y hachas, y la madera ofrecía una buena lumbre a los hogares campesinos.

Sin embargo, para la herbologia tradicional, lo primero que hay que alabar del espino blanco o albar son sus propiedades cardiotónicas, que lo convierten en un aliado a tener en cuenta para todas aquellas personas con problemas de corazón.

Recolección y secado de la planta:

Los campos se llenan de flores de espino albar en primavera y los frutos surgen en los últimos días del verano. Las flores se conservan secas y emanan un sutil aroma que recuerda a la tila. Los frutos tienen un sabor acre, pero son muy apreciados por los pájaros del bosque.

Una visión cientifica sobre el Espino Blanco:

Para la botánica, el espino blanco es un Arbusto de 2 metros o árbol de hasta 6 metros de altura, corteza de colorgris claro, con espinas como ramas, de hoja caduca, ancha y segmentada, y flores blancas olorosas y en ramillete. Poseé un Fruto comestible (majuelo), rojo, redondo, del tamaño de un garbanzo y con un hueso (C. monogyna) o dos o tres (C. oxyacantha). Abunda en zarzalesy bosques caducifolios de Europa y América, Asia y África. Se cría entre otros árboles, entorrentes y laderas de montaña, en ribazos y bordeando tierras de labor en casi toda la Península Ibérica, preferentemente sobre suelo arcilloso y limoso seco, calcáreo.

Para la confección de esencias y aceites curativos a partir del Espino Blanco, se utilizan las flores y las hojas recolectadas al comenzar la floración, los frutos maduros y la corteza de las dos especies (monogynay oxyacantha), prácticamente idénticas en su aspecto, principios y propiedades.

Los principios activos del Espino blanco son elementos médicos de reconocida efectividad: Flavonoides (hiperósido o galactósido de quercetol,ramnósido, y trazas de espireósido), leucoantocianósidos o pignogenoles,aminas (feniletilamina y metoxifeniletilamina), ácidos fenolcarboxílicos(caféico y clorogénico), trazas de aceite esencial con aldehido anísico, y
ácidos triterpénicos pentacíclicos (crataególico, ursólico y oleanólico).

Las propiedades médicas de la planta también son de reconocida eficacia: Cardiotónica, mejora la circulación coronaria y la nutricióndel miocardio. Compensa los desequilibrios neurovegetativos, regularizala tensión arterial y los trastornos del ritmo cardíaco y reduce la ansiedad. Suave accióndiurética, sedante del sistema nervioso simpático, relajante muscular y antiespasmódica.

Las flores actúan contra las tricomonas vaginales. Indicada en problemas del ritmo cardíaco:
extrasístoles, taquicardia paroxística, arritmias y palpitaciones, coronaritis, hipertensión
arterial, arteriosclerosis, prevención de angina de pecho, insuficiencia cardíaca leve,
recuperación postinfarto, espasmos vasculares, distonía neurovegetativa y úlcera por estrés.
Se recomienda utilizar de forma discontinua. Contraindicada en tratamientos con heterósidos
cardiotónicos o con benzodiacepinas.

Los principios activos que lo traducen en una planta aliada del corazón son: flavonoides, aminas, polifenoles, ácido cafeico y clorogénico, cumarinas y taninos.

* Aumenta el riego sanguíneo en las arterias coronarias y combate el espasmo causante de la angina de pecho.
* Reduce el riesgo de padecer arteriosclerosis.
* Tiene efecto regulador sobre la tensión arterial, capaz de hacerla descender en quienes la tienen alta y provocar su ascenso si se padece hipotensión.
* Es beneficioso sobre todo en personas de edad avanzada, con problemas cardiacos y pérdida de memoria, al favorecer la circulación sanguínea en el cerebro.

No en vano, su elevada acción cardiotónica es la base de muchos medicamentos para tratar los trastornos circulatorios, y en países como Alemania, los médicos especialistas en cardiología, lo prescriben como tratamiento preventivo al menor síntoma de insuficiencia cardiaca.
Formas de presentación vía oral y posología:
Infusión, decocción, tintura, jarabes y extractos secos y fluidos.

En la Tradición de Brujeria que practica mi familia, El espino blanco se utiliza durante rituales de invocación a deidades femeninas como Venus Afrodita, Innana y Artemisa. También se utiliza en cocimientos curativos y aceites medicinales de la siguiente manera:

– Para combatir estados de inquietud, intranquilidad o los desánimos persistentes que pueden aumento de las pulsaciones.

Combinamos a partes iguales 10 gramos de espino albar con mejorana, pasionaria (pasiflora), tila y anís estrellado, en una proporción de una cuchara rasa de la mezcla por taza, y se añade una ciruela seca.
Se deposita la hierba en el agua recién hervida, se deja reposar bien tapada la infusión durante unos 15 minutos y posteriormente se cuela.
Se recomiendan 3 tazas diarias durante un mes. Pasado este tiempo las taquicardias deberían haber desaparecido y las pulsaciones haber recuperado su ritmo normal.

– Infusión para regular la tensión sanguínea:

Calentamos una cucharadita de espino albar por taza de agua, la mantenemos en reposo durante 10 minutos y la colamos.
Debemos ingerirlo lentamente para que el organismo lo asimile. Bastan 2 tazas al día, una en ayunas y la otra al acostarse, pero en épocas de mayor tensión puede aumentarse a tres tazas.

– Para prevenir la arteriosclerosis.

Mezclamos a partes iguales 10 gramos de espino albar, alcachofera, hipérico, muérdago, vincapervinca y hojas de olivo.
Hervimos agua durante 3 minutos, echamos una cucharada de la mezcla por taza de agua, colamos y dejamos reposar 15 minutos.
Se debe tomar en periodos de 9 días seguidos cada mes.

(1) Según la tradición de Brujeria que practica mi familia, hoy se lleva cabo el ritual de la Diosa blanca, por motivos curativos, utilizando el espino albar como ingrediente principal en aceites y cocimientos preparados para la ocasión.

Bajo la calidez del Dios Sol.

Durante el mes de mayo, el joven Dios y la Diosa doncella llenan de fertilidad y energia renovada el ciclo que comienza. Existe una vieja Tradición dentro de mi familia que indica que el poder curativo del sol aumenta, se hace más poderoso durante estas fechas. Por tanto, es un buen momento para realizar aceites curativos para protegerse durante el resto del año.

Llena una jarra de cristal con pétalos frescos de caléndula ( calendula officialis ) y cúbrela hasta arriba con aceite orgánico de girasol. Coloca la jarra en un lugar soleado y agítala suavemente una vez al día durante dos semanas. Después, filtre el aceite en un recipiente opaco y hermético. Guárdelo en un lugar frío. Este aceite es un excelente remedio para curar cortes, arañazos y ayuda a evitar cicatrices.

De la misma manera, puedes hacer un aceite con la hierba de San Juan ( hypericum Perforatum). Este se vuelve de color grana brillante y puede utilizarse para propósitos mágicos durante rituales de luna roja o de luna menguante ( podría simbolizar la sangre del Dios o de la Diosa ) Aplicado externamente, acelera la curación de heridas, rozadoras y quemaduras solares.

Gracias Nele, por la receta 🙂

Entre las nieblas blancas.

Las noches son el momento ideal para explorar nuestro subconciente a través de nuestros sueños. Una receta muy sencilla para atraer las energías clarividentes hacia nuestro sueño es la siguiente:

Necesitarás:

Romero Fresco
lavanda
tomillo
Un recipiente de mediano tamaño
pétalos de rosas rojas
Una vela roja
un colador

Disposición:

Realiza una infusión con Romero Fresco, lavanda y tomillo en un cuenco. Luego, añade el puñado de pétalos, dejandolos flotar en la superficie del preparado. La infusión debe hervir una hora, y después pasala por un colador. Deja reposar unas dos horas.

Luego de tomar tu baño normal, enciende la vela e impregna tu cuerpo con el preparado. Realiza la siguiente invocación, con estas u otras palabras mientras conserven el sentido:

“Gran Diosa Blanca
Permite a tu hija (o) descubrir el lenguaje secreto
en mis sueños
Asi sea”

Siente que la energía del preparado te impregna y te envuelve mientras vas a dormir. A la mañana siguiente, asegurate de anotar todos los sueños que hayas tenido y trata de comprender que simbolos trata de transmitirte tu subconciente y tu energía personal.

El rincón de la Curandera ( III parte )
Hasta un canto rodado tiene magia.

No es necesario comprar piedras semipreciosas en una tienda para utilizarlas en sanación o en rituales. Todas las piedras, por modestas que sean, tienen algo de poder. Si no, coge un día una piedra en tu mano, siéntate en algún lugar tranquilo y cierra los ojos. Explórala con tus dedos, deja que te hable. Lo hará a través de vibraciones, a través de los recuerdos o sentimientos que en ti se desvelen al sostenerla en tu mano con los ojos cerrados. En principio y hasta que sepas detectar cambios más sutiles, deberías poder notar dos tipos de piedras: unas que producen tranquilidad, sosiego; y otras que te provocan vigor, ganas de hacer cosas, de ir rápido. Son las denominadas piedras de baja o alta vibración, respectivamente.

Las piedras, al igual que otras herramientas mágicas permiten centrar el poder en un objetivo, amplifican tu fuerza mágica. Dependiendo lo que quieras lograr, unas te servirán mejor que otras.

Siempre, cuando adquieras un cristal o piedra con propósitos mágicos deberías “limpiarla” de las posibles energías acumuladas que posea. Puedes hacerlo con cualquiera de los cuatro elementos (aire –pasándola por el humo del incienso; agua –lavándola bajo el chorro de agua fría; fuego – pasándola por la llama; o tierra –enterrándola) Lo habitual es lavarla, mejor si es con agua de mar o de una fuente o río y dejándola que se seque al sol.

Hay personas que tienen un lugar especial, como una caja llena de piedras donde ponen sus piedras mágicas a fin de que nadie las toque ni manosee y para que se “recarguen” después de cada trabajo mágico o curativo.
Los cristales y los chakras

Existen muchas variedades distintas de cristales y piedras preciosas, por lo que, lo mejor es clasificarlos y así ordenarlos un poco en distintas tipologías. Una práctica manera de hacerlo es por su color y en relación a los centros energéticos del cuerpo humano: los chakras. Sin embargo, me gustaría aclarar que esta clasificación no debe tomarse rígidamente y así, por ejemplo, pensar que las piedras negras solo sirven para el primer chakra y no para el resto. Esta clasificación es una ayuda para dar los primeros pasos en el tema.
El cuerpo humano es más complejo de lo que nos cuenta la medicina. Sí, es un grupo de órganos, sistemas, nervios, vasos sanguíneos, etc; pero también es un campo de energía organizado en diversos sistemas. La medicina china o tibetana los ha estudiado y explicado a través de los meridianos y puntos de acupuntura. Y han visto su importancia en el proceso regenerativo (y degenerativo) del cuerpo físico. Los chinos llaman a esta energía “Chi”, los hindúes, la llaman “Prana” y éstos últimos la estudian a través de unos centros de energía denominados chakras.

Los centros energéticos del cuerpo humano son fundamentalmente siete:

1.- Coronilla de la cabeza – Centro del despertar espiritual y del entendimiento. Se lo relaciona con los colores transparente y dorado, por lo tanto, con las piedras de estos colores: diamante, cristal de cuarzo, etc.

2.- Entrecejo (tercer ojo) – Centro del crecimiento mental y físico. Se lo relaciona con los colores índigo y violeta y, por ello, con las piedras de estos colores: amatista, etc.

3.- Garganta – Centro de la creatividad, inspiración y comunicación verbal. Se lo relaciona con las piedras azules: lapislázuli, aguamarina, etc.

4.- Corazón– Centro del intelecto y del aprendizaje. Se lo relaciona con las piedras verdes: jade, esmeralda, etc.

5.- Estómago y plexo solar – Centro de la personalidad y del yo. Emisor y receptor de las emociones y deseos. Se lo relaciona con el amarillo y con las piedras de este color: ámbar, citrino, etc.

6.- Zona púbica – Centro de las luchas y esfuerzos. Se lo relaciona con los colores tierra y anaranjados. Las piedras respectivas de dichos colores son: Jaspe, cornalinas, ágatas

7.- Organos sexuales y base de la columna vertebral – Centro de la fertilidad, pasiones, transformación y cambio. Se lo asocia con el color rojo y con las piedras de ese color: rubí, granate, etc. Y también con el negro y las piedras negras: turmalina negra, obsidiana, etc.

En medicina, el doctor trata con el cuerpo físico, el psicólogo con nuestras emociones y mentalidad (lo que otros llaman el cuerpo mental y emocional), el sacerdote, con nuestra alma. Pero en realidad no deberíamos tratar de parcelarlo, sino saber que todo esto debe estar en equilibrio. Aquí es donde nos ayudan los cristales y las piedras actuando como transformadores y amplificadores de esa energía “Chi”, “Prana” o como se llame; equilibrando y re-energizando la totalidad de ese sistema multi dimensional (cuerpo, alma, mente, espíritu) que es el ser humano.

¿Para qué pues, sirven las piedras y los cristales?

1.- Armonizar los colores del aura
2.- Desbloquear las energías de los centros energéticos del cuerpo humano y permitir
que fluya libremente en la mente, cuerpo y alma
3.- Curar y equilibrar el estado de ánimo, la mente, el cuerpo.
4.- Despejar la mente, abriendo nuestra conciencia y percepción.
5.- Despejar el alma de conflictos, confusión y energías negativas.
6.- Conseguir la salud en forma de armonía orgánica, anímica y mental.
7.- Atraer buenas ideas e impulsar o materializar proyectos.
8.- Atraer la fortuna, el amor, la comprensión.
9.- Fortalecer lo que nos hace evolucionar, crecer.
10.- Debilitar o cortar los lazos con lo que nos impide evolucionar y crecer
11.- Despertar la conciencia hacia la armonía interior y exterior, logrando una nueva
visión acerca de lo que somos y lo que nos rodea.

Algunos cristales y piedras preciosas

Cristal de cuarzo:

Según la tradición de la Antigua Religión, un cristal de cuarzo sin tallar simboliza al Dios. mientras que una esfera de cuarzo simboliza a la Diosa. Los chamanes de todo el mundo la utilizan como herramienta mágica en sus rituales.

El cristal de cuarzo es un símbolo del espíritu, en la actualidad se utiliza muchísimo en sanación. Aumenta los poderes psíquicos de quien la lleva (o quien la pone bajo su almohada al irse a dormir).

En curación, el cuarzo se coloca encima de la parte adolorida del cuerpo para desbloquear las energías allí encerradas. Dicen además, que baja la fiebre.

Se la utiliza como protección y para aumentar el poder mágico, por ello se la coloca en la punta de la varita del mago o bruja.

Hay cuarzos de todos los colores, desde el transparente hasta el ahumado o negro. Debemos guiarnos por el chakra correspondiente para saber cómo utilizar cada uno.

El cristal de cuarzo proyecta con fuerza nuestros pensamientos positivos y creativos y con la misma fuerza repele nuestras tendencias destructivas o negativas, pero deja la decisión final en nuestras manos. Es capaz de poner en relación a seres de este mundo con seres de otros mundos, de otras realidades o dimensiones. También rompe las barreras del presente, pasado y futuro, por ello se utilizaba en adivinación.

Ámbar:

El ámbar no es una piedra, es resina fosilizada. Por ello se le asocia con el tiempo, la longevidad. En la Antigua Religión se cree que representa a la Diosa y por ello, algunas Sacerdotisas llevan collares de ámbar. El ámbar tiene la propiedad de cargarse eléctricamente. Por estas misteriosas propiedades es una de las “piedras” más usadas en magia, desde la Antigüedad.

El ámbar es un potente protector y amuleto contra la magia negativa (“mal de ojo” y demás).

Se usa también para intensificar la belleza de quien lo lleva y como es algo sensual y magnético, se la utiliza para atraer el amor. También dicen que es muy bueno para atraer el dinero y el éxito.

En temas de salud, el ámbar limpia, purifica, alivia el dolor y es benéfico para todo lo relacionado con el plexo solar e hígado. Ayuda a tomar decisiones y reduce la ansiedad.
Aporta fuerza, sabiduría y paz.

El ámbar aporta tenacidad y valor para recorrer el sendero espiritual, es una “piedra” guerrera; a veces nos enseña que es necesario destruir primero para construir después. Puede ayudarnos a descubrir nuestras vidas pasadas para mejorar la presente.

Obsidiana:

La obsidiana es lava solidificada, cuya rapidez en este proceso, la ha convertido en vidrio. Los aztecas fabricaban con ella –entre otros objetos- espejos para la adivinación. Es una piedra que da equilibrio, asienta en la realidad. Hace que no nos olvidemos de la importancia de lo físico, incluso para el desarrollo espiritual. También permite acceder a nuestra mente subconsciente pero, cuidado, ver nuestro lado oscuro puede que no sea fácil ni agradable, aunque sí necesario. Es la piedra de la fuerza de voluntad, de la tenacidad y la disciplina.

La obsidiana es tan directa que su uso espiritual debe hacerse con la ayuda de un guía porque es capaz de abrir nuestra visión interna de golpe. A veces se la utiliza para provocar regresiones a vidas pasadas, situaciones de renacimiento o de iniciación. Sirve de espada y de espejo protector contra demonios y seres negativos. Dicen que abre puertas y rasga oscuridades.

Jade:

En China se lo relaciona con las virtudes del coraje, la justicia, el agradecimiento, la modestia y la sabiduría. Aumenta la capacidad de manejar las propias emociones. Atrae el amor y es capaz de crear sólidos vínculos amorosos de todas clases, desde la amistad hasta el amor conyugal.
Tiene mucha utilidad en salud, tanto a nivel preventivo como curativo. Los chinos creían que el jade podía prolongar la vida. El jade además, fortalece las facultades mentales y ayuda a razonar. Como otras piedras aquí citadas, es protectora.

El jade es una piedra de paz y concordia; no es una piedra guerrera pero mediante su humildad y resistencia, es una luchadora que defiende hasta el final aquello en lo que cree.

El trabajo espiritual con el jade no da resultados inmediatos ni espectaculares, pero abre nuestro ser interno a las nuevas experiencias de forma gradual, alejando miedos, fantasmas e inseguridades.

Coral:

El coral no es una piedra, es el esqueleto de una criatura marina. Al igual que el ámbar, se lo relaciona con la vida, con la Gran Madre. Acentúa las cualidades femeninas. Refuerza el corazón y el sistema circulatorio. Es útil contra la degeneración del tejido óseo.

En magia es un amuleto protector, especialmente contra los accidentes y la violencia. También por su color y su relación con la menstruación, se utilizó contra la infertilidad en las mujeres. Disipa el temor, la depresión, o las pesadillas (por eso la utilizaban con los niños). Dicen que tener una rama de coral en casa llama a la buena suerte.

También sirve para atraer el amor y para proteger a quien viaja por mar. Dicen que contiene los cuatro elementos: la fuerza del mar, el fuego de la vida, que se convierte en piedra cuando recibe la luz del sol y el soplo del aire.

Es un buen remedio contra los males del alma, contra el pesimismo, los sentimientos de frustración o de fracaso, contra la sensación de culpa. Pero conviene balancear su efecto con otras piedras (por ejemplo la turquesa) para que su fuerza no acabe en fanatismo o en crítica hacia los demás.

Lapislázuli:

Se dice de esta piedra que “crea el sentido de fuerza, vitalidad y virilidad.”. En la Antigüedad se la utilizó contra la fiebre, la melancolía y los desórdenes mentales ya que da claridad mental. El Lapislázuli refuerza la habilidad psíquica y la disciplina interior. Aumenta la facilidad de expresión. Y alinea los cuerpos astral, mental y espiritual. Ayuda a aquietar los pensamientos, por lo que es útil en meditación. Mejora en casos de timidez y retraimiento.

Se la considera una piedra receptiva que incide más en lo interior que en lo exterior, más centrada en el ser que en el hacer. Sirve para desarrollar la intuición. Se la utiliza en trabajos de meditación, relajación, limpieza de chakras, fortalecimiento del aura y proyecciones mentales o astrales. Puede hacernos descubrir que hay “algo más” en esta vida, que existe una trascendencia.

Turquesa:

La turquesa es una piedra sagrada para muchos pueblos del mundo. Es una piedra protectora contra los peligros y estimula el coraje. Se la utiliza también como amuleto en los viajes y en rituales para atraer dinero. Sirve para fortalecer la armonía entre personas enamoradas o que viven en pareja, para atraer amistades y para estar alegre. En salud, sirve para acelerar el proceso de curación y especialmente es buena contra las migrañas. Abre a la reconciliación, depura odios y tremores. Fortalece y vivifica todo el ser. Es adecuada para las personas que sufren porque esta piedra cura y libera. Su fuerza es sutil pero fuerte y resistente. Es capaz de hacernos salir de emociones o situaciones que nos parecen un hoyo profundo.

En algunas personas puede inclinarles a la dependencia emotiva o la auto-compasión, por lo que conviene equilibrarla con otras piedras.

La turquesa despierta nuestra conciencia interior, desbloquea las energías espirituales que recorren nuestro ser. Es la piedra del aprendizaje constante y del crecimiento interior sin límites.

Esmeralda:

Para utilizarla en sanación o mágicamente puedes encontrar esmeraldas baratas (no tan bonitas) en tiendas de minerales.

La esmeralda atrae tanto el amor como al dinero. Dicen que, además, aumenta la memoria y facilita la expresión verbal oral o escrita.

Así como la mayoría de piedras aquí descritas, se la utiliza como piedra de protección, incluso se creía que era capaz de exorcizar a los endemoniados.

La tradición indica que restaura la salud del aura, sirviendo de prevención a enfermedades tanto físicas como psíquicas. Esquiva los ataques ajenos de rabia, envidia y celos.

Se la considera una piedra caprichosa, porque representa la juventud como puente entre la infancia y la madurez. Y sirve para eso, para hacernos descubrir el puente entre lo mundano y lo espiritual. Porque puede dar tanto riqueza material como espiritual, seguridad mundana y seguridad en lo trascendente. Ello dependerá de la madurez o superficialidad de la persona que la utilice. Se dice que es caprichosa y que es capaz de lograrlo todo, o no darnos nada.

El rincón de la Curandera: (II parte )

Hierbas, Aceite e Incienso.

Como he analizado con detalle en anteriores entradas, antiguamente, el conocimiento de hierbas era muy importante y sobre todo primordial para la vida comunitaria de cualquier tribu. Para la mayoría de las personas las hierbas eran la única forma de medicina que existía. El uso hábil de las hierbas para condimento o aromatizar convertía una vida dura en una mucho más suave. Y también usaban las propiedades metafísicas de las hierbas para mover y obtener los deseos de cada uno en la vida diaria.

En épocas ancestrales se creía que ciertas plantas tenían cualidades metafísicas específicas. Usando el principio de magia simpatética -la idea de que lo igual atrae a lo igual – las personas usaban esas hierbas para atraer las cualidades a sus vidas.

Aunque el término “hierba” específicamente se refiere a sólo ciertas plantas en uso moderno, para los propósitos de esta lección nosotros usaremos el término a cualquier planta que se usa en prácticas mágicas simpáticas.

Como he dejado establecido, pueden usarse hierbas de muchas maneras diferentes, pero siempre para el mismo propósito; la idea es impartir las cualidades de la hierba a una persona o objetar en el orden, afectar o cambiarlo. A veces esto se hace externamente a través de los medios de comunicación como aceites o incienso, o a través del uso de la planta entera en la forma de un perfumador, ramillete, o corona. A veces esto es efectuado internamente consumiendo la hierba, como un té por ejemplo, aunque uno nunca debe consumir una hierba a menos que se esté completamente seguro de que no es dañina.

La manera más simple de hacer uso de hierbas es usar la planta fresca en un cuarto o en la persona. La calidad de la planta afectará la vibración de quien o cualquier cosa que esté alrededor de él. Un ejemplo de esta práctica está en el uso de flores en las bodas. Aunque las personas están menos conscientes de ello que las de una o dos generaciones atras, los tipos de flores que normalmente favorecen las bodas tienen un poder metafisico específico – las rosas por ejemplo, qué siempre han simbolizado amor romántico y divino, o las lozanías anaranjadas que simbolizan la franqueza emocional y armonía . Estos dan el efecto de las flores, la vibración de la energía del evento, coloreándolo con estas cualidades. Ciertos tipos de flores están tradicionalmente favorecidos para los entierros por la misma razón. Ésta también es la razón detrás del uso de coronas frondosas simbolizar ciertas oficios, como la corona de Laurel, o el círculo del Emperador de hojas de Roble.

La manera más común de utilizar hierbas sin embargo, está en varias formas que se utilizan para conservar la planta, o mejor dicho, su esencia constitutiva. Las personas aprendieron a conservar hierbas porque las plantas frescas no estaban todo el año disponibles. A tiempo, las personas aprendieron que no sólo conservando hierbas, podían disponer de éstas fuera de estación, sino también en muchos casos intensificaron sus cualidades metafísicas y aromáticas y las hacía más deseables. Por esta razón, los aceites de las hierbas en conserva e inciensos se usan más normalmente hoy que las propias plantas frescas.
Aceites:

Una de las formas más comunes de conservar hierbas es como un aceite.

Se hacen aceites de muchas plantas diferentes. El aceite absorve las cualidades de la planta de la que se hace. Impartirá estas cualidades entonces a cualquier persona o objeto a que se aplica.

De esta manera el aceite se usa para promover tales cualidades como prosperidad, romance, protección, la creatividad, apertura psíquica, y tan adelante.

Esta misma técnica puede usarse para crear aceites de cristales o piedras. En este caso el aceite absorbe las cualidades de la piedra, y se usa por otra parte de la misma manera como un aceite herbario.

Una vez hecho que un aceite puede usarse de muchas maneras diferentes. El aceite puede aplicarse a la piel como una colonia, o gotearlo en un pañuelo y llevarlos, atrae las cualidades metafísicas alrededor de una persona. O puede usarse para ungir una puerta, un pedazo de mobiliario, o puede agregarse a un detergente para lavar el piso, para atraer las cualidades del aceite a una casa o lugar de negocio. El aceite puede aplicarse a una cartera, una carta, una señal, u otro objeto, para impartir las cualidades del aceite a ellos, aumentando su efectividad o rendimiento. En aceite ritual se usa para vestir velas y objetos del ritual, ungir a los participantes, y a veces se deja caer en carbón de leña caliente como incienso.

Como hacer un aceite:

Los aceites comerciales están disponibles ambos como puros aceites esenciales fuertes para usar directamente en la piel – o como mezclas -en las que al puro aceite esencial se ha diluido con un aceite secundario, llamado aceite bajo.

Si usted compra puros aceites esenciales, usted mismo querrá diluirlos. Para hacer esto, llene un frasco de vidrio esterilizado pequeño, de aceite bajo. Hay muchos aceites de base que usted puede usar. Más tradicional es Aceite de Oliva Virgen. También pueden usarse otros aceites, como Girasol o aceite de coco. Muchas personas prefieren sin embargo Jojoba, ya que mantiene la frescura por más tiempo que los anteriormente mencionados. Ahora agregue su aceite esencial puro, una gota por vez con un cuentagotas o un instrumento similar, hasta que alcance la fuerza deseada. No revuelva los aceites para mezclar, sino arremolée el frasco suavemente en un movimiento del deosil hasta los aceites se mezclen. Obviamente si el aceite ya se diluye, esto no es necesario.

Los aceites comerciales están disponibles en esenciales puros, y también como mezclas de varios olores. Si le gusta que usted puede comprar varios olores y puede crear sus propias mezclas y puede combinarlos hasta que usted tenga la receta que usted quiere. Usted también puede “Elevar” el poder de su aceite agregando pedazos de la planta de la que se hace a la botella, o agregando una piedra simpática a la botella cuyas cualidades complementan el aceite.

La manera más fácil de confeccionar un aceite casero es esta: Seleccione un aceite bajo como para diluirlo, de nuevo se recomienda Jojoba, debido a que él mantiene por más tiempo las cualidades. Ponga un poco de aceite en una cacerola y agréguele una cantidad de la hierba deseada u otra. Despacio calienta el aceite y hierbas hasta que ellos estén tibios y revuélvalos suavemente. No llegue a calentar el aceite; debe estar tibio. Después de que esté bien tibio, quite la mezcla del calor y déjelo enfriar. Repita este proceso varias veces durante un día, reduciendo el material de la planta más y más diluida. Cuando la mezcla se ha enfriado por ultima vez, viértalo en un frasco de vidrio esterilizado y tápelo.
Incienso:

Los inciensos de aceites son muy fáciles de hacer. Aunque muchos inciensos comerciales excelentes están disponibles, no hay ninguna razón para sentirse limitado a ellos.

Un incienso simplemente es una planta aromática, seca y quemada. Puede quemarse en un fuego o más comunmente encima del carbón de leña. Si se usa un agente de contención para dar forma de palillo o conos, el incienso puede quemarse de por sí solo.

Todos los tipos de plantas se usan para hacer incienso, incluso especias de la cocina comunes que usted probablemente tiene en su casa para el uso, como canela o clavos de olor.

El tipo más simple de incienso para hacer es el polvo de incienso. En un incienso empolvado la planta seca se reduce a pedazos muy pequeños o granos, a un polvo con un mortero y mazo. El polvo resultante se rocía entonces encima de un carbón de leña encendido, como se describió anteriormente. Es mejor usar un carbón de leña de la clase autocombustión de los hechos especialmente para inciensos, fácilmente disponibles en tiendas metafísicas. El carbón de leña preparado para incienso no es tan denso como el carbón de leña cocción.

El incienso empolvado es la forma más vieja y más simple de incienso. Le da un control más directo la cantidad que usted usa, y si usted escoge usarlo mucho creará nubes de humo perfumado que es muy atmosférico. Sin embargo, necesitarás un quemador de incienso para sostener el carbón de leña que se pone muy caliente.

Para hacer un incienso sólido usted empezará con uno empolvado: junte los materiales de la planta seca que usted desea a usar y llévelos a polvo en un mortero y mazo. Ahora mezcle el polvo de incienso con un agente aditivo, goma arábiga o enzima de la acacia que son opciones buenas fácilmente disponible en muchas tiendas de suministro de arte. Mezcle completamente y amolde en la forma deseada en un pedazo de papel encerado.

Puede dar forma al incienso de conos como esos comercialmente elaborados, cortarlos en cubitos de ¼ de pulgada de lado, o amoldar la mezcla a una varilla de escoba (paja) para incienso del tipo palillo. Entonces déjelos secar en el papel encerado.

Aguas:

Además de usarse fresco o seco, en aceites o en inciensos, pueden usarse también hierbas en aguas. Esto normalmente se realiza a través de un cocimiento o un Te.

Para hacer esto usted hierve la hierba para que imparta que es cualidades especiales al agua. Puede usarse el agua así impregnada con las cualidades de la hierba entonces de varias maneras: en algunos casos puede consumirse como un té (aunque de nuevo usted debe consumir lo que usted sabe que es específicamente seguro), también puede usarse como un concentrado y agregarlo a un lavado de piso o un baño.

Es una costumbre habitual limpiar el piso donde se llevará a cabo una ceremonia ( se trate de un Templo, casa, o lugar de negocio ) con el propósito de impartir las cualidades de la hierba involucradas a esa situación para dar protección, atracción de prosperidad, o estimular el discurso social, por ejemplo. A veces también puede usarse en paredes, o ungir puertas, ventanas, el etc. El lavado de piso debe ser precedido por una oración apropiada y/o afirmación, y concentrándose en su propósito mientras se esta aplicándolo.

Un baño herbario cumple el mismo propósito como un lavado de piso, pero imparte las cualidades de la hierba a una persona. Un baño herbario se prepara agregando una cantidad pequeña de té concentrado o las hierbas frescas ellos en un bolsita de lino dentro del agua caliente para el baño. La persona se sumerge entonces en el agua, incluso al punto de sumergir su cabeza momentáneamente, para que cada parte del cuerpo se exponga al agua. Entonces ellos permanecen en el agua en un estado de meditación durante 15 a 30 minutos. Después de dejar el agua, es considerado preferible tomar un tiempo para secarse al aire. El baño herbario debe ser precedido por una oración apropiada y a lo largo del proceso de él uno deben quedarse enfocado en la intención de la ceremonia.

También pueden ser usadas las aguas herbarias en la aspersión o pueden ungirse personas o lugares. Purifique y cobre el agua como describió debajo. El agua también puede ponerse en una botella de rocío y puede dispersarse de esta manera.



El herbolario de Deirge: Magia viva.

Abedul (Betula alba)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidad: Tor.
Usos mágicos: Protección, exorcismo, purificación. Las ramitas de Abedul se han utilizado para exorcizar espíritus golpeando suavemente a las personas o animales poseídos, dado que es una hierba purificadora y limpiadora.
El árbol también se emplea para la protección, algunos colgaban una cinta roja alrededor del tronco para así librarse del mal de ojo. Se dice que el Abedul también protege del rayo. Algunas Brujas hacían sus escobas con ramitas de Abedul.

Aguacate (Persea americana)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Amor, deseo, belleza. Se come Aguacate para aumentar el deseo sexual. Sembrada en el hogar atraerá el amor. Las Varitas mágicas hechas con su madera son poderosos instrumentos mágicos. Si quieres realzar la belleza, lleva contigo una semilla de Aguacate.

Ajenjo (Artemisia absinthium)
VENENOSO
Genero: Masculino.
Planeta: Marte.
Elemento: Fuego.
Deidades: Iris, Diana, Artemis.
Usos mágicos: Poderes psíquicos, protección, amor e invocación de espíritus. El Ajenjo se quema en forma de incienso para aumentar los poderes psíquicos. Si se cuelga en el espejo retrovisor del automóvil, protegerá de los accidentes en carreteras peligrosas. Ponerlo bajo la cama podrá atraer a la persona amada.
También se quema para invocar espíritus, mezclándolo con Sándalo tendrá un mejor efecto en cuanto a este propósito. Segun la leyenda, si se quema en un cementerio los muertos se levantarán y hablarán.

Ajo (alliun sativum)
Genero: Masculino.
Elemento: Fuego.
Deidad: Hécate.
Usos mágicos: Protección, curación, exorcismo, deseo sexual y antirrobos. El ajo se comía en las fiestas dedicadas a Hécate y se dejaban en una encrucijada como sacrificio en nombre de esta Diosa. Se utiliza para protegerse de la peste. Todavía se emplea para absorber enfermedades. Sólo se tiene que frotar con los dientes de Ajo, frescos y pelados en la parte afectada del cuerpo, y luego tirarlos al agua corriente. Es un gran protector, se pone en casa para evitar la intrusión del mal, para mantener alejados a los ladrones, y se cuelga en la puerta para repeler a las personas envidiosas. El Ajo protege las casas nuevas.
Si se lleva consigo protege de los enemigos y del mal tiempo. Se muerde un Ajo para ahuyentar los malos intrusos, o esparciendo su polvo por el suelo. También se pone bajo las almohadas de los niños para protegerlos mientras duermen. Si se frota sobre las cacerolas y sartenes antes de cocinar elimina las vibraciones negativas que podrían contaminar los alimentos.
Si se come actúa como inductor del deseo sexual. Y cuando un magneto o piedra de imán natural se frota con Ajo, pierde sus poderes mágicos.

Albahaca (Ocimum basilicum)
Genero: Masculino.
Planeta: Marte.
Elemento: Fuego.
Deidades: Vishnu, Erzulie.
Usos mágicos: Amor, exorcismo, riqueza, facultad de volar, protección. El agradable perfume de la Albahaca fresca produce simpatía entre dos personas y por eso se usa para apaciguar el mal carácter entre los amantes. Se añade a los inciensos de amor y a los saquitos, y las hojas frescas se frotan contra la piel a modo de perfume amoroso natural. Esta también se emplea en las adivinaciones amorosas. Si se desea saber si una persona es honesta o promiscua, se debe poner una ramita de Albahaca en su mano. Se marchitará de inmediato si esa persona es “ligera en el amor”.
Esta planta proporciona riqueza a quienes la llevan en los bolsillos, y se utiliza para atraer clientes a un negocio colocando un poco en la caja registradora o en el marco de la puerta.
La Albahaca asegura que la pareja permanece fiel. Esparciendo Albahaca en polvo por el cuerpo de la persona mientras duerme, especialmente sobre el corazón, y la relación quedará bendecida por la fidelidad.
Igualmente se esparce por el suelo, porque donde ella está, no puede vivir el mal. Se emplea en los inciensos de exorcismo y en los baños de purificación. A veces se echa pequeñas cantidades en cada habitación de la casa para su protección. Otro uso que se le da a la Albahaca es para el control de las dietas, pero debe ser con la ayuda de otra persona porque se dice que una mujer (o un hombre) no podrá comer alimento si, en secreto, se ha colocado la Albahaca bajo el plato. Finalmente, como regalo trae buena suerte a un nuevo hogar.

Alcanfor (Cinamomum camphora)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Castidad, salud y adivinación. Se huele Alcanfor para atenuar el deseo sexual. También se coloca junto a la cama con el mismo propósito. Una bolsita de Alcanfor colgada del cuello previene los resfriados y la gripe. A veces se utiliza en los inciensos adivinatorios.

Alfalfa (Medicago sativa)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus
Elemento: Tierra.
Usos mágicos: Prosperidad, contra el hambre, dinero. Guárdese en casa para protegrse de la pobreza y el hambre. Es mejor colocarla dentro de un tarrito dentro de la despensa o armario. También se puede quemar y esparcir las cenizas con el mismo fin. La Alfalfa se utiliza en los hechizos de dinero.

Algodón (Gossypium barbadense)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna
Elemento: Tierra.
Usos mágicos: Suerte, curación, protección, lluvia y magia de la pesca. Un trozo de Algodón en el azucarero atraerá buena suerte. Lo mismo que si se tira por encima del hombro derecho al amanecer. En este caso la buena suerte aparecerá antes de que acabe el día. Se coloca Algodón en la muela que duele para quitar el dolor.
El Algodón que se planta o se esparce en el patio lo mantiene libre de fantasmas y las bolas de Algodón empapadas de vinagre y colocadas en el alféizar de la ventana mantienen alejado el mal.
Para hacer que regrese un amor perdido, pon algo de pimienta en un trozo de Algodón y cóselo para hacer un saquito. Llévelo puesto para que su magia surga efecto. Quemar Algodón produce lluvia. La mejor tela para los saquitos, o cualquier paño necesario en la magia, es la que se hace de Algodón.

Almendra (Gossypium barbadense):
Género: Masculino.
Planeta: Mercurio
Elemento: Aire.
Deidades: Attis, Mercurio, Tot, Hermes.
Usos mágicos: Dinero, prosperidad, sabiduría. Las Almendras, así como las hojas y la madera, se utiliza en los hechizos para obtener properidad y dinero. Se dice que trepar a un almendro asegura el éxito en las inversiones comerciales.
Comer Almendras curará o combatirá las fiebres y conferirá sabiduría. Comer cinco Almendras antes de beber previene la intoxicación. Las Varitas pueden estar hechas de madera de almendro, ya que es una planta de Aire, que es el regente elemental de esa herramienta en algunas tradiciones.

Aloe (Aloe vera, A. Spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Protección, suerte. El aloe, planta popular de interiores, también es protectora. Protege de las influencias malignas y previene de los accidentes en casa. También se cuelgan en las casas para atraer suerte.

Amapola (Papaver spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna
Elemento: Agua.
Deidades: Hypnos y Deméter.
Usos mágicos: Fertilidad, amor, sueño, dinero, suerte e invisibilidad. Las semillas y flores de Amapola se utilizan en mezclas elaboradas para ayudar a dormir. También se comen o se llevan consigo para aumentar la fertilidad y para atraer suerte y dinero. También se echan las semillas en la comida para inducir el amor o se emplean en las bolsitas para el amor.
Si se desea conocer la respuesta de una pregunta, escríbela sobre un papel blanco con tinta azul. Mételo dentro de una vaina de Amapola y ponlo bajo la almohada. Así la respuesta aparecerá en un sueño.
Según la leyenda se puede llegar a la invisibilidad a voluntad, sólo poniendo a remojar en vino las semillas de Amapola durante quince días. Después se bebe el vino en ayunas cada día durante cinco días.

Anís (Pinpinella anisum)
Genero: Masculino.
Planeta: Júpiter
Elemento: Aire.
Usos mágicos: Protección, purificación, juventud. Se usa en inciensos de protección y meditación. Las hojas verdes de Anís colocadas en una habitación, ahuyentarán el mal; A veces se colocan alrededor del Círculo Mágico para proteger al Brujo de los malos espíritus. También desvía el mal de ojo. El grano de Anís se usa en los baños de purificación, sobre todo con hojas de Laurel.
Se utiliza para invocar a los espíritus para que ayuden en las operaciones mágicas, y una ramita colgada del cabecero de la cama devuelve la juventud perdida.

Apio (Apium graveolens)
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Poderes mentales, deseo sexual y poderes psíquicos. Se mastica la semilla para ayudar en la concentración, o en los hechizos de almohadas para inducir el sueño. Quemadas con raíces de Lirio, las semillas de Apio aumentan los poderes psíquicos. El tronco junto con las semillas inducen el deseo sexual se se ingieren.

Arroz (Oryza sativa)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol
Elemento: Aire.
Usos mágicos: Protección, lluvia, dinero y fertilidad. El Arroz regado sobre el tejado protege contra los infortunios. Un frasco pequeño de Arroz también protege. Arrojar Arroz al aire puede producir lluvia. También se pone en los hechizos de dinero, y se tira tras las parejas de recién casados para aumentar la fertilidad.

Avena (Avena sativa)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus
Elemento: Tierra.
Usos mágicos: Dinero. Se utiliza en hechizos de dinero y prosperidad.

Bambú (Bambusa vulgaris)
Genero: Masculino.
Deidad: Hina.
Usos mágicos: Protección, suerte, deshacer hechizos, deseos. Graba tu deseo en un trozo de Bambú y entiérralo en un lugar apartado. O también un símbolo mágico, como el Pentagrama, para proteger el hogar al plantarlo en el patio. También se coloca en la puerta para atraer buena suerte.
El bambú se utiliza para romper embrujos, bien llevándolo en una bolsita o triturándolo hasta hacerlo polvo y quemandolo después.

Banana (Musa sapientum)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidad: Kanaloa.
Usos mágicos: Fertilidad y prosperidad. La Banana se emplea para la fertilidad y también para curar la impotencia. Las hojas, flores y los frutos del banano se usan para los hechizos de dinero y prosperidad. Una vieja creencia dice que un bananero nunca debe cortarse, sólo romperse.

Benjuí (Styrax benzoin)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Aire.
Usos mágicos: Se quema Benjuí para purificar y se añade a los inciensos con el mismo fin. Haz un incienso de Benjuí, Canela y Albahaca, y quémalo para atraer clientes a tu negocio. El Benjuí puede sustituirse con Estoraque, con el que está relacionado.

Calabaza (Curcubita spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Protección. Las calabazas colgadas en la puerta principal otorgan protección contra la sugestión. Si se llevan en el bolsillo o en la cartera trozos de calabaza, alejan el mal. Las semillas secas se ponen en el interior de las maracas para asustar a los espíritus malignos, y una calabaza seca, si se corta por la parte superior y se llena de agua, sirve como bola de cristal.

Canela (Cinamomum zeylanicum)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Deidades: Venus /Afrodita.
Usos mágicos: Espiritualidad, éxito, curación, poder, poderes psíquicos, deseo sexual, protección y amor. Cuando se quema la Canela como incienso, origina elevadas vibraciones espirituales, favorece la curación, obtiene dinero, estimula los poderes psíquicos y produce vibraciones protectoras. La Canela también se emplea para hacer saquitos e infusiones con estos mismos propósitos.

Caña de azúcar (Saccharum officinarum)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Amor y deseo sexual. El azúcar se ha usado durante mucho tiempo en pociones de amor y deseo sexual. Mastica un trozo de Caña de azúcar mientras piensas en la persona amada. El azucar también se esparce para expulsar el mal, limpiar y purificar los lugares antes de los rituales y hechizos.

Cañamomo (Cannibis sativa)
Genero: Femenino.
Planeta: Saturno.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Curación, amor, visiones y meditación. Esta planta, mejor conocida como marihuana, ha sido utilizada durante mucho tiempo en los hechizos de amor y en la adivinación. Se dice que el humo despierta poderes psíquicos y visiones del futuro. Pero actualmente su uso y venta está restringida por la ley.

Cardamomo (Elletario cardamomum)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidad: Erzulie.
Usos mágicos: Deseo sexual y amor. Las semillas se añaden al vino caliente para hacer una rápida poción de deseo sexual. También se utilizan como ingredientes en los pasteles de manzana, para hacer un excelente pastel de amor; Además se añaden a los saquitos e inciensos de amor.

Cebolla (Altium sepa)
Genero: Masculino.
Planeta: Marte.
Elemento: Fuego.
Deidad: Isis.
Usos mágicos: Protección, exorcismo, curación, dinero, sueños proféticos y deseo sexual. Sus hojas son decorativas y pueden secarse y ponerse en el hogar para construir un atractivo amuleto protector.

Cedro (Cedrus libani o C. spp.)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Deidad: Isis.
Usos mágicos: Curación, purificación, dinero y protección. El humo del Cedro es purificador y cura la tendencia a tener malos sueños. Se queman ramitas de Cedro y se machacan, o bien se hacen inciensos para curar los enfriamientos de cabeza.
El Cedro colgado protege del rayo. Un palo de Cedro tallado con tres puntas, se clava en la tierra con las puntas hacia arriba, cerca del hogar, para protegerlo de todo mal.
Si se guarda un trozo de Cedro en el monedero o bolsillo atraerá dinero; También se usa en los inciensos de dinero.
Se añade a los saquitos de amor y se quema para inducir los poderes psíquicos. El Cedro se puede sustituir con el Enebro.

Cereales
Usos mágicos: Protección. Se esparcen cereales por toda la habitación para crear una protección contra el mal. Para proteger a los niños cuando estén lejos (por ejemplo, en la escuela) se arroja un puñado de Cereales tras ellos cuando se marchen. Asegurándose de que no vean hacer esto.

Cereza (Prunnus avium)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Amor y adivinación. La Cereza se emplea para estimular el amor o atraerlo. El jugo de cereza también se usa como sustituto de la sangre, cuando ésta se requiera en viejas recetas.

Clavel (Dianthus carophyllus)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Deidad: Júpiter
Usos mágicos: Protección, fuerza y curación. Los Claveles pueden usarse para hechizos con fines protectores. Se ponen en la habitación de un enfermo convaleciente para darle fuerza y energía, y también se emplean en hechizos curativos. Así como poner Claveles en el Altar, durante los rituales de curación, o añadir flores secas en los saquitos e inciensos con el mismo propósito.

Clavo (Syzygium aromaticum)
Genero: Masculino.
Planeta: Júpiter.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Protección, exorcismo, amor y dinero. Quemado como incienso el Clavo atrae riquezas, elimina las fuerzas hostiles y negativas, produce vibraciones espirituales y purifica el lugar. Quema Clavo como incienso para impedir que los demás hablen a tus espaldas. También atrae el sexo opuesto.

Coco (Cocos nucifera)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Purificación, protección y castidad. El Coco se ha venido usando durante mucho tiempo en los hechizos de castidad y en rituales protectores. Un Coco puede partirse por la mitad, llenarse con hierbas protectoras adecuadas y cerrarse herméticamente, luego enterrarlo para proteger el hogar o propiedad.

Comino (Cumimum cyminum)
Genero: Masculino.
Planeta: Marte.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Protección, fertilidad, exorcismo y antirrobo. En Alemania se pone Comino en el pan para evitar que los espíritus de los bosques lo roben. La semilla de Comino posee también el “poder de retención”, por ejemplo, impedirá el robo de cualquier objeto que lo contenga. El Comino se quema como incienso para la protección y se esparce por el suelo, a veces con Sal, para alejar el mal.
Se emplea en los hechizos de amor, y cuando se entrega a un amante fomentará la fidelidad. Su semilla se empapa con vino para hacer pociones de deseo sexual. Si se lleva consigo proporciona paz mental.

Copal (Bursera odorata)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Amor y purificación. El Copal es muy usado en los hechizos de amor y purificación, sobre todo en México.

Enebro (Juniperus communis)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Protección, antirrobo, amor, exorcismo y salud. Protege del robo. El Enebro se cuelga en las puertas como protección contra las fuerzas malignas y se quema en los ritos exorcistas. Una ramita de esta planta protege a su portador de accidentes y ataques por animales salvajes. También defiende de las enfermedades y los fantasmas.
El Enebro se añade a los inciensos y mezclas de amor, y sus vayas se llevan para aumentar la potencia viril. Cuando se lleva o se quema, favorece los poderes psíquicos. También ahuyenta a las serpientes.

Eucalipto (Eucalyptus spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Curación y protección. Las hojas se utilizan para rellenar los muñecos curativos y se llevan encima para conservar la buena salud. También se puede colgar una ramita de Eucalipto en la cama del enfermo. Si se colocan bajo la almohada, las vainas previenen los resfriados. Las hojas también se llevan como protección.

Frambuesa (Rubus idaeus)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Protección y amor. Las ramas del frambueso se cuelgan en las puertas y ventanas como protección. También cuando ha ocurrido una muerte, para que el espíritu de la persona no vuelva a entrar a la casa después de haberla abandonado.
La Frambuesa sirve como alimento que induce al amor, y las mujeres embarazadas llevan sus hojas para aliviar los dolores del embarazo y del parto.

Fresa (Fragaria vesca)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Amor y suerte. Las Fresas sirven como alimento para el amor y sus hojas se llevan para atraer suerte. Las mujeres embarazadas pueden llevarlas para aliviar los dolores del parto.

Gardenia (Gardenia spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Amor, paz, curación y espiritualidad. Las flores frescas se colocan en la habitación de la persona enferma o en los Altares de curación para facilitar el proceso. Los pétalos secos también se añaden a las formulas y a los inciensos curativos.
La Gardenia seca se esparce por toda la habitación para crear vibraciones de paz, y se añade a los inciensos de Luna. Se utiliza en los hechizos de amor y para atraer buenos espíritus durante los rituales. Poseen vibraciones espirituales muy elevadas.

Geranio (Pelargonium spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Fertilidad, salud, amor y protección. Todas las clases de Geranio son protectores si se cultivan en el jardín o se meten en casa recién cortados y se les pone en agua.
Protege de las serpientes. Una parcela de Geranios rojos, plantada cerca de la casa de una Bruja, avisaba con sus movimientos la llegada de visitantes. Las flores estaban cargadas mágicamente y señalaban la dirección en que los extraños se aproximaban. Los terrenos o parcelas sembrados de Geranios rojos ofrecen protección y fortalecen la salud.
Los de flores rosadas se emplean en los hechizos de amor, y las variedades de color blanco aumentan la fertilidad.
Los curanderos en México purifican y curan a sus pacientes cepillándoles con Geranios rojos, junto con ramas de Ruda y Pimienta.
El Geranio rosa se emplea en saquitos de protección, o bien se frotan sus hojas frescas sobre las puertas y ventanas para protegerlas.
Todos los Geranios olorosos tienen diversas propiedades mágicas, la mayoría de las cuales pueden deducirse de la fragancia que desprenden (Nuez moscada, Limón, Menta, etc.). Los que tienen fragancia a Nuez moscada poseen muchas de las propiedades de dicha planta.

Ginseng (Panax quinquefolius)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Amor, deseos, curación, belleza, protección y deseo sexual. La raíz se lleva consigo para atraer el amor, conservar la salud, atraer el dinero y asegurar la potencia sexual. El Ginseng también confiere belleza a toda persona que la lleve consigo. Se quema para ahuyentar los malos espíritus y para romper hechizos.
El té hecho con esta planta se emplea como bebida que induce al deseo sexual, ya sea sola o con otras hierbas similares.

Girasol (Helianthus annuus)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Fertilidad, deseos, salud y sabiduría. Las mujeres que desean concebir comen semillas de Girasol. Si se corta un Girasol al ponerse el Sol y al mismo tiempo se pide un deseo, éste se cumplirá antes del próximo atardecer, con la condición de que el deseo no debe ser demasiado importante.
Los Girasoles que crecen en el jardín protegen contra pestes y dan la mejor de las suertes al jardinero.

Granada (Punica granatum)
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: Fuego.
Deidades: Perséfona y Ceres.
Usos mágicos: Adivinación, suerte, deseos, riqueza y fertilidad. Las semillas se han venido comiendo durante mucho tiempo para aumentar la fertilidad, y se ha llevado su cáscara por la misma razón.
La Granada es una fruta mágica para la suerte. Si se pide un deseo antes de comerse una, puede ser que se haga realidad. Una rama de granado descubre riquezas ocultas, o atrae dinero a su poseedor. Colgadas sobre la entrada de la casa protegen del mal, y el jugo se utiliza como sustituto de la sangre o tinta mágica. La cáscara seca se añade a los inciensos de riqueza y dinero.

Helecho
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: Aire.
Deidades: Lada y Puck.
Usos mágicos: Atrae lluvia, protección, suerte, riquezas, juventud eterna salud y exorcismo. El Helecho se introduce en los jarrones de flores por sus propiedades protectoras, y también se pone en el umbral de la puerta. El Helecho protege también el interior de la casa.
Para exorcizar a los malos espíritus, se arrojan Helechos sobre carbón en ascuas. Si se quema en campo abierto origina lluvia. El humo producido al quemarse aleja a las serpientes y a las criaturas dañinas.
Si se lleva consigo, tiene el poder de guiar a su poseedor hasta un tesoro oculto. Se dice que beber la savia de Helecho confiere la juventud eterna. El Helecho macho se lleva para atraer buena suerte; También atrae a las mujeres.

Hierbabuena (Mentha spp.)
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: Aire.
Deidades: Plutón y Hécate.
Usos mágicos: Dinero, deseo sexual, curación, viajes, exorcismo y protección. El uso de Hierbabuena en pociones y mezclas curativas se remota a tiempos antiguos, y se dice que frotar las hojas verdes por la cabeza quita los dolores de cabeza. Si se lleva Hierbabuena en la muñeca de la mano, asegurará que su poseedor no caerá enfermo. Los problemas de estomago pueden aliviarse rellenando una muñeca verde de Hierbabuena y ungiéndolo con aceites curativos.
También se utiliza en hechizos de viajes y para provocar el deseo sexual. El aroma vigorizante de sus brillantes verdes hojas lleva a utilizarlo en hechizos de dinero y de prosperidad; El más sencillo de ellos consiste en poner unas cuantas hojas en la cartera o billetera, o frotar donde se guarda el dinero.
Para limpiar un lugar de males, se esparce agua salada con un esparcidor hecho con tallos tiernos de Hierbabuena, Mejorana y Romero.
La Hierbabuena fresca colocada en el Altar invocarán a los buenos espíritus a que se presenten y presten ayuda en la magia. También se tiene en casa como protección.

Jazmín (Jasminum officinale)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Deidad: Visnú.
Usos mágicos: Amor, dinero, sueños proféticos. Sus flores secas se añaden a los saquitos y otras pócimas de amor. Atraen amor espiritual (lo opuesto al amor físico). Atraen dinero y riqueza si se llevan consigo o se queman. El Jazmín además, provoca sueños proféticos si se quema en una habitación; Oler las flores induce al sueño.

Laurel (Laurus nobilis)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Deidades: Escolapio, Apolo, Ceres, Fauno y Eros.
Usos mágicos: Protección, poderes psíquicos, curación, purificación, fortaleza. El Laurel se emplea en pociones de clarividencia y sabiduría. Sus hojas de colocan bajo la almohada para inducir sueños proféticos, y también se queman para producir visiones.
Es una hierba protectora y de purificación por excelencia, y se lleva como amuleto para repeler el mal y las fuerzas negativas. Se quema o se esparce durante los rituales de exorcismo, se coloca en las ventanas para protegerse del rayo. Para esparcir el agua en una ceremonia de purificación se usa una ramita de Laurel, y el árbol plantado cerca de la casa protege a sus moradores de la enfermedad. Las hojas de Laurel mezcladas con Sándalo pueden quemarse para deshacer maldiciones y malos encantamientos.
Las hojas de Laurel dan fuerza a quienes participan en deportes de lucha y atletismo si la llevan consigo en el momento de la competencia.
Se escriben deseos en las hojas de Laurel, quemándolas después para que se hagan realidad; Y si se sostiene en la boca una hoja de Laurel ahuyenta la mala suerte.

Lila (Syringa vulgaris)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Exorcismo y protección. La Lila ahuyenta el mal donde se plante. Y las flores frescas se pueden poner en una casa encantada para purificarla.

Lima (Citrus aurantifolia)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Curación, amor y protección. Toma una lima fresca, atraviésala con clavos viejos, púas, agujas y alfileres, y arrójala dentro de un agujero profundo dentro de la tierra. Esto te librará de todas las enfermedades, hechizos y otras cosas. Un collar hecho de Lima cura el dolor de garganta. Las ramas del limero también protegen contra el mal de ojo.

Limón (Syringa vulgaris)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Longevidad, purificación, amor y amistad. El jugo de Limón se mezcla con agua para limpiar amuletos, joyas y otros objetos mágicos obtenidos de segunda mano. Lavarlos asegura que todas las vibraciones negativas han sido eliminadas del objeto en cuestión.
Las flores secas y la piel se añaden a los saquitos y mezclas de amor, y las hojas se emplean en los tés de deseo sexual. Servir pastel de limón a la pareja ayudará a fortalecer su fidelidad, y colocar una rodaja de Limón bajo la silla del visitante asegura que su amistad sea duradera.

Lirio (Lilium spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Deidades: Venus, Juno, Nepthys y Kwan Yin.
Usos mágicos: Protección, ruptura de hechizos de amor. Plantando Lirios en en jardín mantendrá alejados a los fantasmas y al mal. Protege del mal de ojo y evita las visitas indeseables al domicilio.
Los Lirios son buen antídoto para los hechizos de amor; con este propósito debe llevarse un Lirio fresco.

Loto (Nymphaea lotus)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Protección y apertura de cerraduras. Quien respire el aroma del Loto recibirá su protección. Pon su raíz debajo de la lengua, y di estas palabras: “SING, ARGGIS”, a una puerta cerrada y se abrirá milagrosamente. Por supuesto, me refiero a puertas en el subconciente o la mente. Se utiliza para superar inhibiciones.

Madreselva (Lonicera caprifolium)
Genero: Masculino.
Planeta: Júpiter.
Elemento: Tierra.
Usos mágicos: Dinero, poderes psíquicos y protección. Rodea velas verdes con flores de Madreselva para atraer dinero, o también en un jarrón.

Maíz (Zea mays)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Tierra.
Usos mágicos: Protección, suerte, adivinación. Durante mucho tiempo se ha venerado a la Diosa del Maíz, que representa la abundancia y la fertilidad. Se coloca una espiga de Maíz dentro de la cuna para proteger al bebé de las fuerzas negativas. Un racimo de mazorcas colgadas de un espejo traen buena suerte al hogar, y un collar hecho con granos secos de Maíz rojo previene las hemorragias nasales.

Mandrágora (Mandragora officinale)
VENENOSA
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Protección, fertilidad, dinero, amor y salud. Donde exista una Mandrágora no pueden habitar los demonios.

Manzana (Pyrus spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidades: Venus, Dionisos, Olwen, Apolo, Hera, Atenea, Afrodita, Diana, Zeus, Iduna.
Usos mágicos: Amor, curación. Los Altares de la Wicca se llenan de Manzanas en el Samhain, ya que ésta era considerada como alimento de los muertos. Por la misma razón, el Samhain se conoce a veces como “Fiesta de las Manzanas”. También en algunas tradiciones las Manzanas son un símbolo del Alma, y por eso se entierran en el Samhain, para que quienes renazcan en la primavera tengan alimento en los fríos meses de invierno.
La Manzana ha sido empleada por mucho tiempo en los hechizos de amor. Las flores se añaden a los saquitos de amor, a las pociones y a los inciensos. Un hechizo de amor consiste en partir una Manzana a la mitad y compartirla con la persona amada. Este acto asegura que serán felices juntos.
Para la curación se puede cortar la Manzana en tres trozos y frotar cada uno contra la parte afectada del cuerpo, y después enterrarlos. Hacer esto en Luna menguante es lo mejor.
De la madera del manzano se hacen excelentes Varitas mágicas utilizadas en ritos de amor. Se utiliza sidra de Manzana en lugar de sangre, cuando se requiera en viejas recetas. Las Manzanas pueden convertirse en muñecas o figuras mágicas para su uso en los hechizos.

Mejorana (Origanum majorana)
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: Aire.
Deidades: Venus y Afrodita.
Usos mágicos: La Mejorana se utiliza en hechizos de amor y además se coloca en las comidas para fortalecerlo. Protege cuando se lleva consigo, cuando se pone alrededor de la casa, y un poco en cada habitación; se renueva cada mes.
Las Violetas y la Mejorana, mezcladas se llevan durante los meses de invierno como amuleto contra los resfriados.
Si se da a tomar Mejorana a una persona que padece de depresión, le hace feliz. También se utiliza en las mezclas y en los saquitos de dinero.

Menta (Mentha piperita)
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: Fuego.
Deidad: Plutón.
Usos mágicos: Purificación, sueño, amor, curación y poderes psíquicos. La Menta se ha usado durante mucho tiempo en hechizos de curación y de purificación. Su presencia aumenta las vibraciones de un lugar. Si se huele induce al sueño, y si se coloca bajo la almohada, a veces, da una visión del futuro en los sueños.
Se frota contra muebles, paredes y suelos para purificar del mal y fuerzas negativas. También se cree que la Menta excita al amor y por eso puede añadirse a este tipo de mezclas.

Milenrama (Achillea millefolium)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Valor, amor, poderes psíquicos y exorcismo. Si se lleva encima protege a su portador, y cuando se sostiene en la mano, frena el miedo y confiere valor.
Proporciona amor y atrae a los amigos o parientes lejanos con quienes se desea entrar en contacto. Llamará la atención de quien más deseas ver.
Con las flores se hace una Infusión y el té resultante se bebe para aumentar los poderes psíquicos. Igualmente es utilizada para exorcizar el mal y la energía negativa de las personas, lugares o cosas.

Mirra (Commiphora myrrha)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Deidades: Isis, Adonis, Ra y Marian.
Usos mágicos: Protección, exorcismos, curación y espiritualidad. En el antiguo Egipto se quemaba Mirra al mediodía en honor a Ra, y también se humeaba en los templos de Isis. Quemada como incienso, la Mirra purifica el lugar, crea vibraciones y paz. Aumenta el poder de cualquier incienso al que se añada. También se incluye en inciensos y saquitos curativos, y su humo se utiliza para consagrar, purificar y bendecir amuletos, talismanes, y herramientas mágicas.

Muérdago (Viscum album)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Aire.
Deidades: Apolo, Freya, Venus y Odín.
Usos mágicos: Protección, amor, caceías, fertilidad, salud y exorcismo. Como es bien sabido los Druidas veneraban el Muérdago, sobre todo cuando lo encontraban en un Roble. Empleado durante mucho tiempo para protegerse del rayo, la enfermedad, desgracias de todo tipo, incendios, etc.; para ello se lleva consigo o se coloca en un lugar apropiado. Se emplean sus hojas y sus bayas
Si se deja cerca de la puerta del dormitorio, proporciona un descanso reparador y hermosos sueños, al igual que cuando de coloca debajo de la almohada o se cuelga del cabecero de la cama. Si se quema ahuyenta el mal.

Naranja (Citrus sinesis)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Amor, adivinación, suerte, dinero. La cáscara y las semillas se añaden a los saquitos de amor, y las flores a los saquitos diseñados para la felicidad conyugal. Si se añaden flores frescas o secas al baño, hará más atractivo a quien se baña.
La cáscara se coloca en polvos, inciensos y mezclas para obtener prosperidad. El los rituales puede beberse jugo de naranja en vez de vino. Tomar una infusión hecha con cáscaras de Naranja protegerá contra la embriaguez.

Orquídea (Orchis spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Amor. Las Orquídeas se han empleado en los hechizos de amor, sobre todo su raíz, la cual se lleva dentro de un saquito. La flor es uno de los símbolos de amor más conocidos en Occidente.

Pachulí (Pogostemon cablin)
Genero: Femenino.
Planeta: Saturno.
Elemento: Tierra.
Usos mágicos: Dinero, fertilidad, deseo sexual. El Pachulí huele a tierra fértil, y por eso se ha empleado en mezclas de hechizos de dinero y prosperidad. Se esparce sobre el dinero, se pone en bolsas y carteras y se coloca alrededor de la base de velas verdes.
También se emplea en talismanes de fertilidad y en sustituto de “polvo de lápida”.
El Pachulí se coloca en los baños y saquitos de amor. Contrariamente a lo que se piensa en la actual magia herbal, el Pachulí se usa para atraer a las personas y producir deseo sexual, como lo índica la tradición.

Paja
Usos mágicos: La Paja da suerte, por eso a veces se transporta en pequeñas bosas. Pueden hacerse pequeñas imágenes mágicas de Paja y utilizarse como muñecas.

Pino (Pinus spp.)
Genero: Masculino.
Planeta: Marte.
Elemento: Aire.
Deidades: Cibeles, Pan, Venus, Attis, Dionisos, Astarte y Silvano.
Usos mágicos: Curación, fertilidad, protección, exorcismos y dinero. Las piñas de los Pinos se llevan consigo para aumentar la fertilidad y llegar a la vejez llenos de vigor. Una piña cogida a la mitad del verano (conservando aún sus semillas) es un objeto mágico.
Para purificar y limpiar la casa se queman hojas se pino durante los meses de invierno. Si se esparcen por el suelo, alejan el mal, y si se queman, exorcizan el lugar de energías negativas y devuelven los hechizos. También se emplean para purificar los baños. Una cruz de hojas de Pino colgada en la ventana o chimenea evita que entre el mal. También se utilizan en hechizos de dinero.

Roble (Quercus alba)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Deidades: Dagda, Diano, Júpiter, Thor, Zeus, Herne, Jano, Thea, Cibeles, Hécate, Pan y Erato.
Usos mágicos: Protección, salud, dinero, curaciones, potencia, fertilidad y suerte. Los Druidas tradicionalmente se reunían en sus rituales en presencia de un Roble, y hay quienes afirman que las plabras “Roble” y “Druida” están relacionadas. Las Brujas muchas veces danzaban bajo este árbol.
Un árbol de tan larga vida y fortaleza como el Roble ofrece, de manera natural, protección mágica. Dos ramas de Roble, unidas con hilo en forma de cruz de brazos iguales, sirve como poderoso guardián contra el mal. Debe colgarse en la casa.
El llevar consigo una bellota protege contra de las enfermedades y dolores, también aumenta la fertilidad y la potencia sexual. Plantarla a la luz de la Luna asegura que se recibirá dinero próximamente. Un trozo de Roble atrae la buena suerte.

Romero (Rosemarinus officinalis)
Genero: Masculino.
Planeta: Sol.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Protección, amor, deseo sexual, poderes mentales, exorcismo, purificación, curación, sueño y juventud. El Romero al quemarse emite unas poderosas vibraciones limpiadoras y purificadores, y es usado para limpiar un lugar de fuerzas negativas, sobre todo antes de realizar magia.
Es uno de los inciensos más antiguos. Cuando se pone bajo la almohada, asegura sueños libres de pesadillas. Si se pone debajo de la cama, protege a quien duerme de cualquier daño. También se cuelga en el porche o la entrada para impedir que se acerquen los ladrones. Esta planta se lleva consigo para conservar la salud. En el baño purifica.
El Romero se ha empleado durante mucho tiempo en inciensos de amor y deseo sexual y en otras mezclas. Las muñecas curativas se rellenan con Romero para aprovechar sus vibraciones curativas. Las hojas de Romero, mezcladas con bayas de Enebro, se queman en la habitación del enfermo para estimular la curación. El Romero se utiliza como sustituto del incienso. Se cultiva Romero para atraer a los Gnomos.

Rosa (Rosa spp.)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidades: Hathor, Hulda, Eros, Cupido, Deméter, Isis, Harpocrates y Aurora.
Usos mágicos: Amor, poderes psíquicos, curación, adivinación amorosa, suerte y protección. Las Rosas se han empleado durante mucho tiempo en mezclas de amor debido a su asociación con las emociones. Llevar un ramo de Rosas cuando se efectúan hechizos de amor (se deben quitar las espinas), o bien una sola Rosa en un jarrón colocado sobre el Altar, son potentes en la magia amorosa. El agua de Rosas destilada de los pétalos se pone en el baño de amor. Los escaramujos (el fruto de las Rosas) se ensartan o se llevan encima como cuentas que atraen el amor.
Beber un té hecho de capullos de Rosa antes de acostarse induce sueños proféticos. Los pétalos y escaramujos de Rosa se emplean también en inciensos y hechizos curativos, y si se coloca sobre las sienes un paño empapado en agua de Rosas, acabará con los dolores de cabeza.
También se ponen en las mezclas para la suerte y, cuando se llevan, actúan como protectores personales.
Esparcir pétalos de rosa por toda la casa calma la tensión personal y los cataclismos del hogar. Las Rosas plantadas en el hogar atraen las Hadas.

Ruda (Ruta graveolens)
Genero: Masculino.
Planeta: Marte.
Elemento: Fuego.
Deidades: Diana y Aradia.
Usos mágicos: Curación, salud, poderes mentales, exorcismos y amor. Colocar hojas de Ruda sobre la frente elimina los dolores de cabeza. La Ruda se pone en los inciensos y muñecos con fines curativos. Oler Ruda fresca despeja la mente en los asuntos amorosos y mejora los procesos mentales. Añadida al baño rompe todos los hechizos y maldiciones que pudieron haber sido lanzados. También se añade a los inciensos a las mezclas para exorcismos. Es protector cuando se pone en la puerta o si se pone en saquitos, y si se frotan las flores frescas contra el suelo, devuelve cualquier hechizo negativo que haya sido enviado. Se emplea una rama de Ruda fresca para salpicar agua de sal por toda la casa; así se limpia de energía negativa.

Salvia (Savia officinalis)
Genero: Masculino.
Planeta: Júpiter.
Elemento: Aire.
Usos mágicos: Sabiduría, protección y deseos. La Salvia se lleva para fomentar la sabiduría, y sus hojas se emplean en hechizos de curación y dinero. Si deseas que algún deseo se haga realidad, escríbelo sobre una hoja de Salvia y escóndela bajo tu almohada. Duerme sobre ella durante tres noches. Si sueñas una vez con lo que deseas, tu deseo se hará realidad; Si no es así, entierra la Salvia para que no te pueda causar ningún daño.

Sándalo (Santalum album)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Protección, deseos, curación, exorcismo y espiritualidad. El polvo de Sándalo se quema durante los hechizos de protección, curación y exorcismo. Su fragante madera posee vibraciones altamente espirituales, y se quema en sesiones de espiritismo y en rituales de Luna Llena.
Puedes escribir en un pedazo de Sándalo un deseo para después quemarlo y visualizarlo al mismo tiempo. Las cuentas de Sándalo son protectoras y fomentan el conocimiento espiritual cuando se llevan consigo.

Sauce (Salix alba)
Genero: Femenino.
Planeta: Luna.
Elemento: Agua.
Deidades: Artemis, Ceres, Hécate, Perséfona, Hera, Mercurio, Belili y Belinus.
Usos mágicos: Amor, adivinación amorosa, protección y curación. Las hojas del Sauce se usan en mezclas para atraer el amor, y la madera se emplea para fabricar Varitas mágicas dedicadas a la magia Lunar. Todas las partes del Sauce protegen del mal y puede llevarse o colocarse en casa con ese propósito.

Saúco (Sambucus canadensis)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidades: Holda y Venus.
Usos mágicos: Exorcismo, protección, curación, prosperidad y sueño. Sirve para ahuyentar agresores. Colgada en la puerta de entrada y de las ventanas guarda la casa del mal. También posee el poder de obligar a un Hechicero maligno a deshacer cualquier encantamiento o hechizo que pueda haber lanzado contra alguien. Las bayas protegen del mal y de las fuerzas negativas.
Si se cultiva cerca de la casa o en el jardín proporciona prosperidad y protege de los estragos causados por Brujería. Lo mismo si se clavan ramas alrededor de la propiedad, pues protege de ladrones. Muchos tienen la creencia de que quemar la madera del Saúco es peligroso y lo tienen prohibido. Pero lo que si es confiable es que la madera del árbol puede usarse para fabricar varas en representación al Dios.

Trébol (Trifolium spp.)
Genero: Masculino.
Planeta: Mercurio.
Elemento: Aire.
Deidad: Rowen.
Usos mágicos: Protección, dinero, amor, fidelidad, exorcismo y éxito. Encontrarse un Trébol de dos hojas indica que pronto se encontrará un amante. El de tres hojas sirve como amuleto protector. De cuatro hojas ayuda a los hombres a liberarse del servicio militar, protege de la locura, da fuerza a los poderes psíquicos, permite detectar la presencia de espíritus y conduce hacia el dinero. El Trébol de cinco hojas es poderoso para atraer dinero.
El Trébol blanco actúa contra los hechizos. Y el Trébol rojo añadido al agua de baño ayuda en cuestiones financieras; También para inducir deseo sexual y la infusión se salpica para eliminar espíritus malignos.

Vainilla (Vanilla aromatica)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Usos mágicos: Amor, deseo sexual y poderes mentales. Se usa en saquitos de amor; su aroma y su sabor se consideran afrodisiacos. Su semilla sirve para restaurar la energía perdida y para mejorar el intelecto.

Verbena (Verbena officinalis)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Tierra.
Deidades: Kerrinwen, Marte, Venus, Aradis, Isis, Júpiter, Thor y Juno.
Usos mágicos: Amor, protección, purificación, paz, dinero, juventud, sueño y curación. Es un ingrediente común en las mezclas de amor y los hechizos protectores. Cualquier parte de esta planta puede portarse como amuleto personal. Salpicar una infusión ahuyenta a los malos espíritus. Se esparce para que actúe como pacificador y se lleva para calmar emociones. La Verbena también es curativa y atrae buena fortuna y protección ante todo encantamiento a quien se unte con su jugo. También se quema para disipar el amor no correspondido.

Violeta (Viola odorata)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidades: Venus.
Usos mágicos: Protección, suerte, amor, deseo sexual, deseos, paz y curación. Estas flores pueden ofrecer protección contra los malos espíritus y producir cambios en la suerte y la fortuna. Mezclalas con Espliego y obtendrás un potente estimulante amoroso y afrodisiaco.
Los antiguos griegos llevaban consigo la Violeta para calmar el mal humor y para inducir al sueño. Hacer una corona de Violetas para colocarla en la cabeza curará los dolores de cabeza y el vértigo. Y llevar las hojas, ya sea en bolsita o en muñequito, ayudará a curar las heridas.

Zanahoria (Dancus carota)
Genero: Masculino.
Planeta: Marte.
Elemento: Fuego.
Usos mágicos: Fertilidad y deseo sexual. Comer sus semillas ayudan a las mujeres a quedar embarazadas. También se comen para aumentar el deseo sexual y curar la impotencia.

Zarzamora (Rubus villosus)
Genero: Femenino.
Planeta: Venus.
Elemento: Agua.
Deidad: Brigit
Usos mágicos: Curación, dinero, protección. La Zarzamora era considerada sagrada por algunas antiguas deidades paganas de Europa y también se utilizaba en la adoración.