Más allá del velo.

María Magdalena parece la antítesis de la madre de Cristo, la encarnación del elemento sexual totalmente erradicado de la naturaleza de la virgen. En el nuevo testamento hay varias mujeres llamadas María y no queda claro cual es maría Magdalena. El evangelio según Lucas la identifica nominalmente como una de las personas que acompañó a Jesús cuando partió de la casa del fariseo Simón ( El texto dice”De la cual habían salido 7 demonios” ). Se suele equiparar a magdalena con la palabra “pecadora” regañada por Simón por cubrir los pies de Cristo con ricos ungüentos. Pero esta mujer solo se nombra en el Evangelio de Juan que la describe como maría de Betania, hermana de Lázaro.

El teólogo Orígenes (H. 185 -254 ) distinguió entre María de Betania, María Magdalena y la pecadora anónima y la Iglesia Ortodoxa griega, atribuyó una festividad distinta a cada una de estas mujeres. A partir del siglo VI la Iglesia occidental ha combinado a las tres con el nombre de María Magdalena y celebra su fiesta el 22 de Julio.

Marcos afirma que Cristo resucitado se apareció, en primer lugar, ante María Magdalena “de la que había arrojado 7 demonios”. Juan también dice que fue la primera persona que vio a Cristo cuando abandonó el sepulcro, si bien al principio lo confundió con un hortelano. Tal vez se trata de los primeros indicios de que Magdalena entró en el Cristianismo desde un tradición más antigua en la que había sido Diosa.

Las mesopotamicas Inanna e Ishtar atravesaron los siete portales del Infierno, en su entrada y salida del mundo de los muertos y “Hortelano” era el título corriente del hijo y amante de Inanna cuando retornó de la Tierra de los difuntos. Geoffrey Ashe, estudioso del siglo XX, cita antiguos textos coptos en los que Magdalena se aparece a alguien que duerme y le dice que ella y la virgen son una, por lo que esta pareja representa aspectos distintos de una María compuesta, que combina la dualidad de virgen y ramera de la misma forma que Isthar e Inanna y muchas diosas más.

En la imaginación popular María Magdalena está imborrablemente vinculada al pecado carnal. Suponemos que los siete demonios exorcizados representan su sexualidad y los evangelios siempre la nombran como encarnación de la apasionada arrepentida.

Según Jaboco de Vorágine – Hagiógrafo italiano del siglo XIII – , María significa “lágrimas amargas” y Magdalena “Culpa perdurable”. Es la sexualidad prohibida la que convierte a Magdalena en una figura tan impactante para el pensamiento cristiano. Jesús la amó precisamente por sus terribles pecados más que a pesar de ellos y, en tanto compañera habitual, despertó la envidia de los apóstoles. La tradición postbiblica la cita como acompañante inseparable de la Virgen María hasta que navegó a la deriva y llegó a la costa Francesa, en la que tuvo una ilustre carrera como misionera, pletórica de conversiones y milagros. En 1279 su cuerpo apareció milagrosamente en la cripta de la Iglesia de St. Maximin, en Aix-en-Provence.

María Magdalena no solo es recordada por su renuncia a la sexualidad. En la leyenda áurea, Jaboco de Vorágine la describe como Madre de reyes y los Merovingio – gobernantes de Francia anteriores a Carlomagno – reinvidicaron que descendían de ella. Dado que también creía que también era consorte de Cristp , en realidad estaban dando a entender que descendian de Dios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: